09 noviembre 2015

El PSOE retoca su programa para aclarar su oposición "total" a la reforma laboral de Rajoy

El PSOE ha modificado su programa electoral para dejar clara su oposición total a la reforma laboral que llevó a cabo Mariano Rajoy. El texto incluirá alusiones al coste del despido que no aparecían en el borrador elaborado por Ferraz y que dirigió el exministro Jordi Sevilla. Varios barones, entre ellos Susana Díaz, exigieron que la derogación de la reforma laboral fuera total. Así quedará reflejado finalmente en el programa electoral de Pedro Sánchez, aunque el espíritu con el que el candidato a la Moncloa acometerá la dilapidación de la legislación laboral del PP seguirá siendo la misma: una parte por Real Decreto y otra fruto de la negociación entre sindicatos y patronal. 

"Los socialistas derogaremos con carácter inmediatotoda la reforma laboral del PP", recogerá finalmente el programa del PSOE, que se referirá al "empleo precario", los "bajos salarios", los "despidos baratos" así como al "sistema de relaciones laborales sin equilibrio de poder y empresarios". El cambio es sustancial en comparación con el texto que figuraba en el borrador inicial, que no incluía nada sobre el abaratamiento del despido. 


Pedro Sánchez ha aceptado finalmente que el coste del despido se incluya en el texto, tal y como reclamaron diversos barones, entre ellos Susana Díaz. De hecho, esa parte del programa quedará redactada exactamente igual que exigió la poderosa federación andaluza. También los socialistas de Castilla-La Mancha, Extremadura, la Comunidad Valenciana, Cantabria, Juventudes Socialistas e Izquierda Socialista se pronunciaron en el mismo sentido. 

Ferraz asume el texto de Susana Díaz

Ferraz ha aceptado transaccionar todas las enmiendas que llegaron para el borrador del programa electoral en una que quedará reflejada así, según ha podido saber eldiario.es: "Los socialistas derogaremos con carácter inmediato toda la reforma laboral del PP, que estableció un modelo de empleo precario, bajos salarios y despidos baratos y un sistema de relaciones laborales sin equilibrio de poder entre trabajadores y empresarios". El cambio se ha aprobado por unanimidad de los delegados presentes en la Comisión de Economía y Empleo que trabaja en la primera fase de la aprobación definitiva del programa, que concluirá el fin de semana que viene en la conferencia política.

Además de incluir el abaratamiento del despido en el programa, el PSOE se compromete a recuperar la "causalidad", es decir, que los empresarios tengan que alegar más razones para poder echar a los trabajadores a la calle. Pedro Sánchez deja, además, por escrito su compromiso de revisar los costes del despido, que hasta ahora no figuraba en el programa. 

A pesar de haber incluido esas referencias en el documento que quedará aprobado el 15 de noviembre, el PSOE no cambia la esencia de cómo derogará la reforma laboral del PP puesto que Ferraz sostiene que los días concretos para la indemnización por despido los pactarán los agentes sociales. Eso, en la práctica, quiere decir que es improbable que se recuperen las condiciones que había antes del cambio legislativo del PP.

En el caso de que no haya un acuerdo, el candidato del PSOE a la Moncloa explica que legislará y fuentes de la dirección apuntan que en ningún caso se abaratará el despido: "Va a ser más que ahora, por supuesto. Somos socialistas", afirman esas fuentes oficiales. Esa es la promesa. No obstante, Sánchez dejó claro en una entrevista en eldiario.es que en ningún caso los días por despido ascenderán a 45 como en el pasado: "Quien diga en este país, en la UE y en la globalización en la que estamos, que quiere subir la indemnización por despido a 45 días está mintiendo", afirmó.

El acuerdo entre los sindicatos y la patronal forma parte de la redacción de un nuevo Estatuto de los Trabajadores, que es una de las aspiraciones del PSOE. En ese mismo marco laboral los socialistas pretenden que se garanticen la igualdad salarial entre los hombres y las mujeres así como otros derechos laborales como la formación profesional, la igualdad en el acceso al empleo, entre otros.

La parte que se derogará de manera inmediata si Sánchez es presidente del Gobierno es la recuperación de la negociación colectiva y la elevación del salario mínimo interprofesional. Se hará por la vía del decreto-ley. En ese paquete, el equipo económico de Sánchez incluirá todo lo relativo a la contratación. El PSOE apuesta por limitar el número de contratos a tres:uno estable, otro a tiempo parcial y otro vinculado a la Formación Profesional dual. "V amos a derogar el contrato de formación, que instaura el despido libre en un año", explicó Sánchez a eldiario.es.
eldiario.es

0 comentarios:

Publicar un comentario

Todos los comentarios publicados serán supervisados para evitar las opiniones violentas, amenazantes o discriminatorias y el Spam, adecuándose a la normativa del cuidado al usuario de CTV. Gracias por su comentario.